Los videojuegos son uno de los principales objetivos de los ciberdelincuentes

  • Endpoint

gaming malware fraude

Los videojuegos son una ventana abierta a la entrada de muchos tipos de ciberataques y extremar las precauciones ya no es una opción sino una necesidad. Las contraseñas débiles y reutilizadas, el phishing y los ataques de malware son las mayores amenazas para los usuarios.

El mercado de los videojuegos sigue creciendo tanto en ingresos como en participantes. Los juegos online florecieron especialmente durante los cierres globales de la COVID-19, ya que proporcionaron una salida muy necesaria para el entretenimiento y la interacción social, con cientos de miles de nuevas cuentas creadas y nuevas comunidades surgiendo. Evidentemente, esto fue una bendición para los ciberdelincuentes, ya que se ha estimado que en 2020 había 1.000 millones de jugadores online en todo el mundo, según Statistic, que estima que para 2025 su público superará los 1.300 millones.

Check Point Software Technologies advierte que los videojuegos son uno de los principales objetivos de los ciberdelincuentes. Entre las empresas del sector del juego que han sido víctimas de ciberataques se encuentran CD Projekt Red, Electronic Arts y Ubisoft. Esto se debe a que los jugadores a menudo entregan tanta información personal a las empresas de esta industria como lo harían a su empresa, al banco o cuando compran en Internet.

Hay varias razones por las que los ciberdelincuentes atacan a los jugadores. En general, estos suelen violar las cuentas de los jugadores y robar sus bienes virtuales para luego venderlos por dinero del mundo real. Siempre hay que tener en cuenta que el dinero virtual que se gana en un videojuego no se puede utilizar en el mundo real, pero tiene un valor para los gamers y se puede comerciar con él.

Por otra parte, con las transacciones online y las suscripciones mensuales, hay mucha y muy buena información financiera a mano, lo que resulta atractivo para los ciberdelincuentes. A veces incluso pueden rastrear datos tan sensibles como la ubicación o escuchar las llamadas telefónicas en el caso de un juego de móvil.

Otra razón sería robar juegos de su inventario. Muchos títulos se publican, venden y autentifican por Internet a través de plataformas como Steam, Origin y GOG Galaxy. Las personas suelen gestionar todas sus compras desde una sola cuenta, y se sabe que los internautas de larga duración tienen bibliotecas con cientos de juegos. Los ciberdelincuentes a veces acceden a las cuentas para robarlos y utilizarlos para sus propios fines.

Para estar protegidos, Check Point aconseja utilizar la autenticación de dos factores (2FA), tener cuidado con las campañas de phishing a través de plataformas de chat y evitar descargar aplicaciones que prometen "trampas", hacks u otras formas de obtener ventaja sobre otros usuarios.