Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

La preocupación por la privacidad frena la adopción de la inteligencia artificial

  • Endpoint

altavoz inteligente

Las grandes compañías tecnológicas han reconocido la necesidad de medidas de seguridad mejoradas y están buscando ayuda de comités de ética externos para mostrar su compromiso en hacer que los usuarios se sientan más seguros usando productos de IA, como altavoces inteligentes.

El avance de la inteligencia artificial (IA) depende en gran medida de la necesidad de niveles más altos de inteligencia para predecir, sugerir y adaptarse mejor a los comportamientos cambiantes del usuario. Pero la privacidad y la seguridad seguirán siendo una preocupación importante para los usuarios hasta que se adopten mejores medidas para proteger sus datos.

Un informe del grupo de Estrategias de Experiencia del Usuario (UXS) en Strategy Analytics ha investigado las percepciones y experiencias de los consumidores de los dispositivos, sistemas y servicios de IA actuales. Para una mayor participación del consumidor con la IA y para que sea más que una simple palabra de moda, la transparencia en el uso de datos es clave.

Ante los recientes titulares que alertaban de que los altavoces inteligentes grababan y almacenaban conversaciones en el ámbito doméstico, los consumidores están preocupados por la incertidumbre de quién puede estar escuchando o quién puede acceder a sus solicitudes almacenadas. Para ayudar a superar esto, recientemente se han lanzado altavoces inteligentes con pantallas que han incluido interruptores físicos para silenciar el micrófono y con cubiertas en las lentes de las cámaras para proteger la privacidad de los usuarios.

Las grandes compañías tecnológicas han reconocido la necesidad de medidas de seguridad mejoradas y están buscando ayuda de comités de ética externos para mostrar su compromiso en hacer que los usuarios se sientan más seguros usando productos de IA. Implementar una ética sólida y asegurarse de que los usuarios sean conscientes ayudará a minimizar estos problemas.

Chris Schreiner, director de análisis de UXS, señala que “la privacidad continúa recibiendo un gran impulso de las grandes empresas de tecnología de inteligencia artificial a raíz de muchas brechas de seguridad sucedidas en los últimos años. Pero esto solo avanzará si existe la transparencia inicial para que los usuarios puedan digerir y comprender fácilmente cómo se recopilan y tratan sus datos”.

Suscríbete a nuestro Newsletter

* Todos los campos son requeridos