Luces y sombras en la aplicación de medidas de seguridad de los usuarios de banca online

  • Actualidad

movil usuario

El número de españoles que utiliza los canales digitales de la banca se ha duplicado desde el inicio de la pandemia. Casi el 80% toma medidas de seguridad para acceder a los servicios de banca online pero, sin embargo, menos de la mitad tiene antivirus en su móvil y no sabe diferenciar entre una web segura e insegura.

La pandemia ha acelerado el proceso de digitalización bancaria de los españoles. La encuesta online llevada a cabo por el centro de análisis Funcas, indica que el 36,4% de los españoles accede todos o casi todos los días a su banca online, casi 20 puntos más que antes de la irrupción de la Covid-19.

Además, se constata la reducción de las brechas en el uso de la banca digital. Por edades, los resultados de la encuesta, dados a conocer hoy y extrapolables al conjunto de la población dado el nivel de penetración de Internet en España, muestran que el mayor porcentaje (41,2%) se da entre quienes tienen de 40 a 49 años, seguido de los de 50 a 59 (37,7%) y los de 30 a 39 (36,6%). La proporción de personas de 60 y 70 años que accede casi a diario a su banca online (34,1%) supera a la del segmento de 18 a 29 (31%).

No obstante, aunque se ha reducido la brecha digital, parte de la población (la de mayor edad) requiere de un tiempo adicional para abordar este proceso. Si bien en todos los grupos socioeconómicos se observa un menor uso de la sucursal bancaria -sólo el 7,7% afirma ir a su sucursal semanalmente o cada 15 días-, el 24,2% de los adultos de entre 60 y 70 años aún acude una vez al mes a la oficina bancaria, el porcentaje más elevado. El mayor uso de la sucursal se da en hogares con menores niveles de ingresos.

La encuesta también evidencia que existen diferencias en el uso de la banca online para realizar actividades financieras. Así, el 73,3% de los encuestados ha transferido dinero a otra persona a través de una app de pagos, pero solo el 12,1% ha abierto una cuenta bancaria de manera 100% digital y el 6,8% ha contratado un préstamo de manera completamente digital. Los consumidores siguen prefiriendo el canal físico/presencial para realizar inversiones financieras.

Junto al mayor uso de la banca online, durante la pandemia se han impuesto los medios de pago digitales. El menor uso del efectivo persiste a pesar de haber superado la fase más dura de la pandemia. El 69,1% de las compras se realizan usando medios de pago distintos al efectivo. Cabe destacar que tres de cada cuatro encuestados usan Bizum.

Criptomonedas, euro digital y ciberseguridad
La adopción de las criptomonedas aún es relativamente baja en nuestro país aunque empieza a ser relevante entre los más jóvenes, ya que apenas el 5% de los encuestados ha adquirido criptomonedas. El perfil del inversor es un joven, que estudia o trabaja, con una renta mensual elevada y que reside en grandes núcleos de población. El 14,1% de los encuestados que tiene criptomonedas carece de estudios.

El 79,5% de los encuestados afirman adquirir criptomonedas como inversión y solo un 8,3% dice hacerlo como activo refugio. Las criptomonedas más populares son Bitcoin, Ethereum y Cardano, que concentran el 91% de las inversiones.

Respecto al proyecto del euro digital, hay gran desconocimiento. Cerca del 40% de los encuestados no ha oído hablar de esta cuestión, con un grado de desconocimiento bastante homogéneo entre grupos socioeconómicos.

En materia de ciberseguridad, una gran parte de los españoles (cerca del 80%) toma medidas de seguridad para acceder a sus servicios bancarios digitales. En todo caso, casi la mitad (49%) afirma haber recibido un correo electrónico o llamada de teléfono fraudulenta. Las mujeres, personas de mayor edad (60 a 70 años), con bajos niveles de ingresos y poco nivel de formación tienen menos conocimientos sobre seguridad digital. Un alto porcentaje de la población sigue las medidas de seguridad recomendadas para acceder a estos servicios, pero sólo el 44,2% tiene un antivirus en el móvil. El 81,9% de los encuestados verifica que han cerrado la aplicación/sesión al salir de su banca digital. El 44,3% no sabe la diferencia entre una web segura (https) y otra corriente (http).