Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

El Reglamento contra el Geobloqueo, en vigor desde hoy en toda la UE

  • Normativa

Europa GDPR

Hoy comienza a aplicarse en la Unión Europea esta nueva norma que pretende impedir el bloqueo geográfico de los usuarios en las compras por Internet.

También puedes leer...

DNS Security for Dummies

Diez capas de seguridad para contenedores

20 Casos de uso de CASB

Los riesgos de Blockchain

Diez consejos sobre la gestión de Bots

La regulación, aprobada el pasado mes de marzo, afecta a todas las tiendas online, plataformas y apps que, a partir de ahora, no podrán restringir el acceso a los usuarios según el lugar desde donde accedan y tendrán la obligación de aplicar las mismas condiciones a todos los consumidores europeos independientemente de su residencia o domicilio.

Hasta hoy ya era obligatorio aceptar pagos hechos por cuentas abiertas en otros Estados miembros. Sin embargo, el nuevo reglamento sobre el bloque geográfico va un paso más allá. Ahora, los comerciantes no pueden aplicar distintas condiciones de pago por motivos relacionados con la nacionalidad, con el lugar de residencia o con el lugar de establecimiento de un cliente, con la ubicación de la cuenta de pago, con el lugar de establecimiento del proveedor de servicios de pago o con el lugar de emisión del instrumento de pago en la Unión Europea. En este sentido, si existe en un país una determinada posibilidad de pago, debe ofrecerse en todos.

Incluye también el derecho de retención, es decir, el comerciante  puede retener los productos siempre y cuando se den razones objetivas para ello, hasta que reciba una confirmación de que la operación de pago se inició.

No obstante, según explica la patronal Adigital, los proveedores no tendrán la obligación de empezar a entregar sus productos en todos los lugares (por ejemplo, si es una tienda española que no suele vender en Alemania y hasta ahora no hace entregas allí), pero sí tiene que ofrecer a cualquier cliente las mismas condiciones de entrega (en este caso, si solo hace envíos en España, el cliente alemán tendría que recoger el paquete en una dirección española).

Estas son solo algunas de las novedades que introduce esta norma

Suscríbete a nuestro Newsletter

* Todos los campos son requeridos