El actual panorama de amenazas obligará a aplicar un enfoque holístico en seguridad

  • Actualidad

Seguridad Redes Internet

En un contexto de aceleración de las estrategias digitales, las organizaciones van a tener que contar con soluciones avanzadas que les permitan automatizar en lo posible las tareas de seguridad y aplicar un enfoque holístico para gestionar el área. Esta es una de las predicciones de Nutanix para 2022.

Recomendados: 

Caminando hacia Zero Trust, el modelo de seguridad que se impone en la empresa Evento

El papel de la ciberinteligencia en la seguridad empresarial Webinar

Identificación de ataques web Leer

El CEO de Nutanix, Rajiv Ramaswami, ha presentado sus predicciones sobre las principales tendencias tecnológicas que marcarán el mercado en 2022. Entre ellas, destacan la automatización de la seguridad, el crecimiento de los modelos de nube híbrida multicloud, la inteligencia artificial o el papel de la tecnología para retener y atraer al mejor talento.

En lo que respecta a la automatización de la seguridad, la transformación digital de las empresas no se detendrá, sino que se acelerará y requerirá contar con soluciones más ágiles y completas para proteger a los empleados que trabajan en remoto, sus aplicaciones y sus datos.

Esto hará necesario aplicar un enfoque holístico oara la gestión de los riesgos de seguridad, para conseguir una comprensión más profunda de cómo el malware/phishing afectará a las empresas y trabajar con un modelo de “juegos de guerra” para entender, localizar y neutralizar las posibles amenazas que puedan llegar a la industria o el modelo de negocio específico de cada cliente.

Nutanix sostiene que predominarán las estrategias híbridas o multicloud, que permiten a cada organización aprovechar las ventajas de cada tipo de nube, en función de las necesidades de sus cargas de trabajo y aplicaciones.

Por otro lado, la firma asegura en sus pronósticos que la tecnología será un elemento clave para todos los aspectos de recursos humanos: ayudará a mejorar el compromiso de los empleados, el fomento de la cultura de la empresa, el bienestar de los trabajadores, los modelos de trabajo flexible y, por supuesto, la productividad. Las empresas que aprendan a utilizar bien la tecnología en este campo tendrán una gran ventaja competitiva, ya que serán capaces de retener y atraer el mejor talento.

Por último, cree que muchas más empresas apostarán por la inteligencia artificial (IA) para afrontar sus retos de negocio aunque advierte que esta tecnología no es “fácil de implementar”, por lo que “es muy probable que muchas empresas fracasen en su primera incursión” en este campo. En este punto, asegura que las empresas que sí consigan dar sus primeros pasos con la IA tendrán más probabilidades de éxito si lo hacen partiendo de un objetivo definido y claro, en lugar de intentar abordar desde el inicio grandes problemas.