Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Reglas para utilizar una Wi-FI gratuita correctamente... y reducir los riesgos de seguridad

  • Actualidad

Wi-FI movilidad

En vacaciones, la mayoría de la gente busca con frecuencia Wi-Fi públicas, ya sea en la estación del tren o el aeropuerto, el hotel o incluso un bar pequeño y acogedor a la vuelta de la esquina. Son muchas las ocasiones en las que echamos mano de estos puntos de acceso, lo que aumenta las probabilidades de ser víctimas de los ciberdelincuentes. Éstas disminuyen si se hacen los deberes y nos conectamos correctamente.

El especialista alemán en redes domésticas, Devolo, ha reunido las normas a seguir para conectarse a redes Wi-FI gratuitas. Haciéndolo de la forma correcta se aumenta también la seguridad. Toma nota de que:

Se debe realizar la conexión manualmente
El primer paso importante para que la conexión sea segura es seleccionar la red Wi-FI pública adecuada. Siempre se debe establecer la conexión manualmente. Uno de los trucos favoritos de los estafadores es crear redes Wi-FI con nombres muy similares a los de las redes que son seguras. Por tanto, hay que prestar atención para no caer en su trampa y compartir datos personales.

Por este mismo motivo, cuando se viaja, hay que deshabilitar la opción de conexión automática a redes Wi-FI conocidas. Esta característica nos convierte en un objetivo fácil para los hackers, quienes, por ejemplo, configuran una red Wi-FI en el aeropuerto o una cafetería y le dan el mismo nombre y datos de inicio de sesión que la red conocida.

Hay que deshabilitar la opción de compartir archivos y carpetas
Si el usuario se conecta a redes Wi-FI públicas con el portátil, es recomendable desactivar la opción para compartir archivos y carpetas como medida de precaución adicional. Esta función es una forma cómoda y sencilla de intercambiar datos entre ordenadores, pero en una red pública se convierte en una vía potencial para los atacantes. Por tanto, la idea es cerrar este punto de entrada para los ciberdelincuentes.

Los archivos importantes y pesados deberían ir a un USB
Si por algún motivo el usuario va a manejar archivos grandes e importantes mientras viaja, debería copiarlos en sus dispositivos móviles antes de salir o llevarlos contigo en una unidad de almacenamiento USB. Este método proporciona dos grandes ventajas, ya que permite evitar riesgos potenciales de seguridad al descargar archivos en redes Wi-FI gratuitas y, además, ahorra largos tiempos de descarga. Generalmente, las redes públicas no son conocidas por tener unas velocidades muy elevadas.

Se debe comprobar que las conexiones sean seguras
Las conexiones seguras y encriptadas son extremadamente importantes en páginas web y servicios online, dado que garantizan que los datos transmitidos no podrán ser leídos por defecto por otras personas que estén en la misma red. Esto juega un papel especialmente crucial a la hora de transmitir información de pago o de carácter personal, por lo que hay que asegurarse siempre de utilizar conexiones HTTPS. Este dato aparece en la barra de direcciones del navegador, junto al icono de un candado.

Es necesario instalar las actualizaciones
Antes de salir de viaje, se debe actualizar todo el software de los dispositivos móviles e instalar las actualizaciones de seguridad disponibles. Ésta es la única forma de asegurarse de cerrar cualquier brecha de seguridad conocida para así impedir que alguien pueda usarlo para realizar un ataque en una red pública.

Suscríbete a nuestro Newsletter

* Todos los campos son requeridos