Casi el 40% de la población española usa la misma contraseña para todo

  • Endpoint

Hacker contrasena

Solo seis de cada 10 usuarios dan mucha importancia a las contraseñas que utiliza para acceder a sus plataformas digitales, de los que la mitad utiliza frases aleatorias con números y símbolos. Lo que no se debe hacer nunca es guardar las contraseñas en el propio ordenador o en el móvil.

Recomendados: 

Sophos ZTNA: securizando el acceso a organizaciones en cualquier lugar Webinar

Anatomía del ataque a una cuenta privilegiada Leer 

Una de las mayores fuentes de ingresos de los grupos organizados de ciberdelincuentes proviene del robo de contraseñas y credenciales de acceso a aplicaciones digitales. La clave está en la baja seguridad de las contraseñas de la gente. Según el último estudio sobre la Seguridad de las contraseñas digitales en España de Panda Security, seis de cada 10 usuarios dan mucha importancia a las contraseñas que utiliza para acceder a sus plataformas digitales. Esto quiere decir que los usuarios restantes, aquellos que no le dan importancia a sus contraseñas, están dejando, literalmente, la puerta abierta para que cualquiera pueda meterse en su vida digital.

El estudio de Panda Security también pone de manifiesto que casi el 40% de la población en España usa siempre la misma contraseña para todo, o bien utiliza una única clave a la que mete variaciones. Estas contraseñas son pan comido para los cibercriminales, muchos de los cuales trabajan con herramientas de inteligencia artificial y machine learning, con las que son capaces de descifrar en milisegundos todas las variaciones de la contraseña de una persona con sólo hacerse con una de esas claves. Además, es muy habitual que se filtren bases de datos con miles e incluso millones de usuarios y sus contraseñas en la Dark Web. A veces los hackers las compran, pero en otras ocasiones se ponen online y son accesibles para cualquier persona que tenga simplemente ligeros conocimientos de informática.

“Es algo así como si dejásemos una copia de la llave de nuestra casa junto a su dirección accesible para todos los ladrones de viviendas del mundo. Para ellos robarnos sería tan sencillo como ir a nuestra casa, introducir la llave y entrar para llevarse todo lo que quieran. Por ello, al igual que en nuestra casa ponemos una cerradura anti robos y no dejamos la llave puesta por fuera, deberíamos tomarnos la ciberseguridad muy en serio. Para ello, el uso de software para la gestión de contraseñas es realmente importante”, advierte Hervé Lambert, Global Consumer Operations Manager de Panda Security,

El problema derivado de tener unas claves de acceso seguras es cómo almacenarlas o memorizarlas. Según el estudio, de todas las personas que sí se preocupan por la seguridad de sus contraseñas, la mitad de ellos utiliza frases aleatorias con números y símbolos. Se trata de una medida inteligente que, sin embargo, requiere una memoria de elefante o un cuaderno en la que apuntarlas todas. Lo que no se debe hacer nunca es guardar las contraseñas en el propio ordenador o en el móvil, ya que si un hacker entra en uno de estos dispositivos, una de las primeras acciones que hará será buscar algún tipo de archivo en el que se almacenen contraseñas.

Pero todavía más grave es el error que reconoce casi el 10% de las personas que han participado en el estudio, que utilizan siempre la misma contraseña y además usan palabras tan fáciles de adivinar como el nombre de un ser querido, las teclas del ordenador ordenadas de izquierda a derecha como “qwerty” o “asdfg” o la dirección de su casa, su número de teléfono o su DNI.

Suscríbete a nuestro Newsletter

* Todos los campos son requeridos