Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Comprueba si tu versión de Windows es vulnerable a BlueKeep

  • Vulnerabilidades

Vulnerabilidades

Una herramienta gratuita de ESET permite saber si has sido afectado por esta vulnerabilidad, que utiliza conexiones RDP para realizar acciones maliciosas en los servidores vulnerables. La compañía aconseja bloquear las conexiones de escritorio remoto para evitar los daños.

ESET ha anunciado la disponibilidad de una herramienta gratuita para que los usuarios puedan comprobar si su versión de Windows es vulnerable a BlueKeep. “De momento la vulnerabilidad BlueKeep no ha causado gran revuelo, pero esto se debe a que es un exploit incipiente. El hecho de que muchos sistemas no hayan instalado aún el parche y de que se podría encontrar alguna versión en forma de gusano nos hace permanecer alerta”, explica el investigador de ESET, Aryeh Goretsky.

BlueKeep utiliza conexiones RDP (Protocolo de Escritorio Remoto), que permiten a un ordenador conectarse a otro desde una red de forma remota, para realizar acciones maliciosas aprovechándose de los servidores vulnerables de las víctimas. ESET ha observado un creciente número de incidentes en los que los atacantes se conectaban de forma remota a un servidor Windows utilizando RDP. Los atacantes se conectaban como administradores, de forma que podían realizar cualquier acción maliciosa, entre las cuales se encuentran descargar e instalar programas en el servidor, desconectar el software de seguridad o extraer datos desde el servidor. La naturaleza exacta de lo que realizan los atacantes puede variar, pero lo más común es que instalen programas de minado de monedas o ransomware para extorsionar a las víctimas.

“Los ataques realizados con RDP han ido creciendo poco a poco, pero sin descanso, y son objeto de numerosos avisos por parte de los gobiernos de Estados Unidos, Canadá, Reino Unido o Australia, entre otros”, afirma Goretsky. “La llegada de BlueKeep abre las puertas a otros ataques. Además, es posible que esta vulnerabilidad se aproveche en forma de gusano informático, lo que significa que el ataque se podría propagar de forma automática por las redes sin intervención de los usuarios”.

Microsoft ha asignado a BlueKeep un nivel de peligrosidad “crítico” en su guía para clientes y el gobierno estadounidense ha calificado esta vulnerabilidad como un riesgo de 9,8 sobre 10.

“Los usuarios deben detener sus conexiones directas a servidores mediante RDP. Es comprensible que para algunos negocios esto suponga un problema, pero teniendo en cuenta que el soporte para Windows Server 2008 y Windows 7 termina en enero, confiar en este tipo de programas representa un riesgo para cualquier organización y ahora es el momento de prevenirlo”, concluye Goretsky.

Suscríbete a nuestro Newsletter

* Todos los campos son requeridos