El mercado de firewalls de SMS crecerá un 346% en cinco años

  • Actualidad

Crecimiento

A medida que aumenta el fraude de mensajería, el mercado de firewalls de SMS va a experimentar un gran crecimiento. Según Juniper Research, en cinco años registrará un aumento de los ingresos del 346% hasta llegar a generar 4.100 millones de dólares.

Recomendados: 

Caminando hacia Zero Trust, el modelo de seguridad que se impone en la empresa Evento

El papel de la ciberinteligencia en la seguridad empresarial Webinar

Identificación de ataques web Leer

En 2021, los ingresos por ventas de estos productos ascenderán a 911 millones de dólares, cifra que se elevará a 4.100 millones en 2026. Los datos de la consultora Juniper Research así lo apuntan porque son soluciones fundamentales para reducir el fraude en las redes de telecomunicaciones, al permitir la monitorización en tiempo real del tráfico de la red y aumentar las posibilidades de bloquear el fraudulento y, por tanto, minimizar las pérdidas de ingresos.

La investigación insta a las operadoras a implementar soluciones avanzadas de filtrado de SMS, con inteligencia artificial y capacidades de aprendizaje automático para mitigar las tácticas de los estafadores. Si no adoptan cortafuegos con estas capacidades, corren el riesgo de ver sus ingresos por mensajería empresarial reducidos. De acuerdo con el informe, el volumen de tráfico de mensajería entre empresas monitorizado por firewalls SMS aumentará de 3,1 billones de dólares en 2021 a 4,4 billones en 2026, lo que representa un crecimiento absoluto del 45%. Esto se producirá a medida que las operadoras aumentan sus inversiones en análisis avanzado, como las habilidades de procesamiento de lenguaje natural, que permiten identificar casos de uso de negocios en el contenido del mensaje.

La investigación predice que los firewalls de SMS reducirán las pérdidas de los operadores por el tráfico de ruta gris [el ocultamiento del lucrativo tráfico de mensajería empresarial dentro del canal menos rentable de los mensajes P2P]. Su adopción permitirá que los ingresos perdidos por este motivo disminuyan en 2026 hasta los 922 millones de dólares, frente a los 5.600 millones de 2021.