'El teletrabajo se convierte en requisito esencial de los empleados' (VMware)

  • Actualidad

teletrabajo home office

Ya no hay marcha atrás. Los empleados tuvieron que hacer sitio en sus hogares y organizar sus horarios para garantizar la continuidad de negocio. Y ahora no quieren volver a sus oficinas, o por lo menos no de la misma manera y sin opciones.

Recomendados: 

Trabajo seguro desde cualquier lugar: adaptándonos a la "nueva normalidad" Webinar

Teletrabajo en 2020, el futuro se hace presente Leer 

“La difícil situación de los últimos meses ha obligado a las empresas a adaptarse rápidamente a nuevas prácticas laborales en las que ir a trabajar ya no significa acudir a la oficina”, ha dicho Kristine Dahl Steidel, vicepresidente de la unidad de computación para usuarios finales de VMware para la región de EMEA, en una mesa redonda online en la que se debatió la realidad del teletrabajo en torno a un estudio sobre la percepción de las nuevas formas de trabajo.

Refiriéndose a una fuerza laboral distribuida como colaborativa, comprometida, visible y productiva que ya ha beneficiado a miles de empresas y millones de empleados, aseguraba también Kristine Dahl Steidel que “las empresas con una base digital deben adoptar una cultura y un enfoque del liderazgo que permitan crear una nueva forma de trabajo”.

El informe recoge, entre otras cosas, que la cultura de la directiva no estimula el teletrabajo, según un 39% de los empleados, o que un 65% se siente presionado para seguir conectado más allá del horario laboral habitual. En todo caso, los elementos positivos pesan más, ya que el teletrabajo no sólo permite buscar talento en diferentes partes del mundo, sino que un 69% cree que las relaciones con los compañeros han mejorado y un 67% se siente más confiado para hablar en reuniones de videoconferencia.

Por cierto que las erramientas de videoconferencia se han convertido en el salvavidas del trabajador remoto y con más personas trabajando desde casa y colaborando a través de reuniones en línea, la seguridad de las videoconferencias entre proveedores y usuarios se ha convertido en el centro de atención.

El teletrabajo también afecta al estado de ánimo, que ha mejorado un 28%, así como a la productividad, que se ha incrementado un 30%.  Según el informe, el nuevo modelo de trabajo ha permitido atraer talento de primer nivel sobre todo en el caso de padres y madres trabajadoras, y ha provocado que la innovación llegue desde más lugares dentro de la empresa.

Focalizarse en los resultados es, según Carl Benedikt Frey, director del programa sobre el futuro laboral en la Universidad de Oxford, en lo que deben centrarse las organizaciones “para adoptar plenamente la modalidad del trabajo desde cualquier lugar”.

Para Véronique Karcenty, directora de espacio de trabajo digital de Orange Francia, “no deberíamos subestimar el cambio que se debe producir en las estrategias de gestión del personal para motivar a los empleados y mantener su productividad. Si bien el liderazgo de los directores ejecutivos es importante para determinar la estrategia general, son los jefes directos quienes necesitan mostrar confianza, estimular a su equipo e infundir la idea de un objetivo común”.

Retos

Decíamos al comienzo que aun presentando indudables ventajas, el teletrabajo también presenta algunos retos, como es la seguridad y protección de los empleados.

“La magnitud actual de la fuerza laboral distribuida, debido a la pandemia, ha potenciado la proliferación de tecnologías y plataformas digitales, aseguran desde VMware. La situación actual ha provocado que mientras intentan continuar con sus operaciones, las organizaciones trasladan más aplicaciones a la nube, lo que en muchas ocasiones genera nuevos silos de información.

Además, a medida que las fuerzas laborales se encogen y expanden, y algunos empleados prefieren quedarse en casa, el conjunto de dispositivos de las organizaciones que admiten la modalidad de trabajo remoto es cada vez más heterogéneo, con la adopción de estrategias BYOD. En consecuencia, cada dispositivo nuevo conectado a la red empresarial representa un posible blanco de ataque para los hackers.

Todos estos factores alteran el perímetro de seguridad de las empresas, lo que hace imprescindible contar con modelos de seguridad de confianza cero.

Suscríbete a nuestro Newsletter

* Todos los campos son requeridos