Proofpoint y CyberArk refuerzan la seguridad de los usuarios privilegiados

  • Actualidad

Ciberseguridad móvil

Proofpoint evita que los ataques por email alcancen a los usuarios que están en el punto de mira de las amenazas de mayor impacto. Por su parte, CyberArk recoge esa información y aplica tanto controles como políticas para asegurar que esos usuarios accedan sólo a aquello que necesitan.

Recomendados: 

La persistencia del ransomware Webinar

España Digital 2025 Leer 

Proofpoint y CyberArk han anunciado la ampliación de su alianza, por la que combinarán defensas por capas diseñadas para detener las amenazas antes de que sucedan, así como aplicar controles que garanticen la precisión de privilegios en las organizaciones. La integración mejorada de Proofpoint Targeted Attack Protection (TAP) con la solución de seguridad de acceso privilegiado de CyberArk permite a las organizaciones identificar a sus empleados más atacados, aplicar políticas de seguridad adicionales para los usuarios de alto riesgo con accesos privilegiados y remediar cualquier intento de phishing.

Bhagwat Swaroop, vicepresidente ejecutivo de soluciones sectoriales y desarrollo de negocio de Proofpoint, asegura que “la ampliación de nuestra alianza con CyberArk proporciona a los equipos de seguridad una mayor detección y controles adaptativos mejorados para ayudar a prevenir las amenazas más graves que se dan hoy en día. Este es solo un ejemplo más de nuestro compromiso continuo por establecer colaboraciones duraderas con las principales empresas de seguridad de la industria y de proporcionar asimismo soluciones centradas en las personas que componen las organizaciones de todo el mundo”.

Proofpoint TAP identifica a los usuarios más atacados de las organizaciones y comparte esa información con la solución de CyberArk para administrar los accesos de esos usuarios privilegiados con un elevado nivel de gravedad de amenaza. Proofpoint TAP identifica los enlaces maliciosos dentro de los correos electrónicos, reescribe cada URL y proporciona un sandboxing para hacer clic a cada usuario. La información de TAP se entrega a CyberArk, detallando los usuarios privilegiados que han pinchado en los enlaces maliciosos. A partir de ahí, CyberArk ofrece soluciones en tiempo real para deshabilitar automáticamente ciertas funcionalidades, restringir al usuario por completo, o forzar un cambio de contraseña en el mismo momento.

“Los usuarios privilegiados son tan vulnerables a los ciberataques por correo electrónico como cualquier otra persona de la organización. Sin embargo, los sistemas y entornos que gestionan tienen una importancia tan crítica para el negocio que una brecha puede resultar devastadora”, apunta Adam Bosnian, vicepresidente ejecutivo de desarrollo de negocio global de CyberArk. “Con Proofpoint Targeted Attack Prevention proporcionando a CyberArk información sobre los usuarios privilegiados más atacados de una organización, podemos aplicar de forma inmediata y automática medidas de reparación para ayudar a detener amenazas dirigidas antes de que lleguen a su destino”.

Suscríbete a nuestro Newsletter

* Todos los campos son requeridos