¿Por qué es importante proteger la identidad digital?

  • Actualidad

Identidad Digital

España es el país de la Unión Europea que más víctimas de robo de identidad ha registrado, según cifras de la oficina Europea de Estadística (Eurostat). Es fundamental proteger la identidad digital y la información personal, que está muy fragmentada en distintas bases de datos.

Cada uno de nosotros posee una única identidad física. Sin embargo, en el mundo digital no ocurre lo mismo. A lo largo de nuestra vida en Internet, nos creamos perfiles en distintas redes sociales, nos registramos en múltiples plataformas para estudiar o trabajar y cedemos nuestros datos a un gran número de páginas web para realizar cualquier trámite. Es tanta la información que dejamos en el camino digital, que es difícil borrar nuestra huella online, pues se encuentra fragmentada en distintas bases de datos que se convierten en puntos de identidad que no se conectan.

Según un estudio de IDC Research España, un 76% de las compañías del sector financiero español está dando mucha importancia a la gestión de la identidad digital. Este informe confirma que la evolución de la identidad digital de los clientes es una realidad y que las empresas se preocupan por saber con quién interactúan. Además, el estudio revela que el reconocimiento biométrico se está extendiendo como práctica entre las instituciones financieras. De hecho, un 65% de los encuestados lo considera la solución preferida por los clientes y un 70% lo enmarca como el método más seguro. Además, España es el país de la Unión Europea que más víctimas de robo de identidad ha registrado, según cifras de la oficina Europea de Estadística (Eurostat).

Es imprescindible, por tanto, ser consciente de la gran importancia que supone contar con recursos que garanticen una experiencia digital más segura, tanto para empresas como para usuarios, recalca la compañía de ciberseguridad VU, especialista en protección de identidad y gestión de accesos. Esta firma señala que es clave que podamos decidir quiénes acceden a nuestros datos, e incluso cuándo y cómo. En otras palabras, es imprescindible proteger cada una de las acciones que realizamos dentro de Internet o lo que se conoce como Online Persona, es decir, todas estas identidades y el comportamiento particular que tenemos en el mundo digital. "Para ello, es importante abordar el futuro desde una perspectiva dinámica, apostando por implantar mecanismos de identificación descentralizados y autogestionados", explica Néstor Serravalle, CSO & VP Europe de la empresa.