Nuevo servicio de detección y respuesta frente a ciberamenazas de Palo Alto

  • Actualidad

Ciberseguridad

Palo Alto Networks acaba de presentar un nuevo servicio MDR que combina Cortex XDR, solución que integra de forma nativa los datos de la red, los puntos de acceso y la nube para detener ataques complejos, con la inteligencia sobre amenazas de Unit 42.

La necesidad de detección y respuesta gestionada (MDR) se está disparando a medida que los ataques aumentan, el uso de la nube se dispara y la brecha de habilidades de ciberseguridad crece. En este contexto Palo Alto ha presentado Unit 42 Managed Detection and Response (Unit 42 MDR), un nuevo servicio que proporciona detección, investigación y respuestas continuas a las amenazas las 24 horas del día. 

Unit 42 MDR combina la solución Cortex XDR de Palo Alto Networks, con la inteligencia sobre amenazas de Unit 42, que está optimizado no sólo para priorizar las alertas, sino también para reducir masivamente el número de alertas que reciben los clientes. Esto les ayuda a detectar más actividades sospechosas de las que habrían detectado de otro modo.

El servicio proporciona a las organizaciones las siguientes capacidades de monitorización, detección y respuesta ante amenazas:
- Supervisión y respuesta continuas: los expertos en seguridad supervisan las alertas, los eventos y los indicadores 24x7x365. El equipo de MDR de Unit 42 utiliza una combinación de procesos propios, infraestructura y enriquecimiento para acelerar la detección, la respuesta y la caza de amenazas para ayudar a detener rápidamente la actividad maliciosa con mayor probabilidad de afectar a su organización.

- Búsqueda proactiva de amenazas: los detectores de amenazas buscan en los entornos ataques complejos utilizando un profundo conocimiento de las fuentes de datos XDR y la última inteligencia de amenazas de Palo Alto Networks. Esto ayuda a las organizaciones a adelantarse a las campañas de ataque emergentes, al malware y a las vulnerabilidades.

- Optimización del estado de seguridad: los especialistas proporcionan controles periódicos de la situación de la organización y recomendaciones detalladas sobre los cambios de políticas para ayudar a abordar los riesgos antes de que se conviertan en problemas.