Las brechas de la seguridad en el sector sanitario afectaron a más de 26 millones de usuarios en 2020 solo en EE.UU.

  • Actualidad

Bitglass-brechas sanitarias

Las infracciones de seguridad en el sector sanitario estadounidense aumentaron un 55,4% el año pasado, según un informe de Bitglass. Quedaron expuestos 26,4 millones de registros, con un coste medio de cada uno de ellos de 499 dólares. Por tanto, las organizaciones sanitarias pagaron una factura de aproximadamente 13.200 millones de dólares debido a las brechas de la seguridad de los datos.

Recomendados: 

COVID-19, ¿cuánto y cómo ha influido en las estrategias de TI? Leer

Por qué adoptar una infraestructura inteligente en la atención médica Leer 

Sumando los incidentes de piratería informática y tecnologías de la información, las divulgaciones no autorizadas, las pérdidas o robos y otros tipos de fugas de información, en 2020 se produjeron 599 infracciones que afectaron en conjunto a más de 26 millones de personas.

Según los datos de Bitglass en este informe, desde 2018, el número de incidentes de piratería informática y de TI ha aumentado cada año, lo que tiene lógica a medida que el sector utiliza más la tecnología y avanza en su transformación digital. Estos incidentes fueron, con diferencia, la principal causa de las violaciones de la seguridad de los datos y provocaron 403 de las 599 brechas (67,3%), más del triple que la siguiente categoría.

Los incidentes de piratería informática y de TI también provocaron más filtraciones de datos que otras categorías, al ser la causa del 91,2% de todos los registros sanitarios expuestos en 2020 (unos 24,1 millones sobre un total de 26,4 millones).  

El director técnico de la firma de seguridad, Anurag Kahol, explica ante estos datos que "la gran mayoría de las organizaciones sanitarias tratan y almacenan información sanitaria protegida, como números de la Seguridad Social, historiales médicos y otros datos personales. No es de extrañar que sean el objetivo de ciberdelincuentes que buscan acceder a datos confidenciales para obtener un beneficio económico".

El coste medio por registro expuesto aumentó de 429 dólares en 2019 a 499 dólares en 2020. Teniendo en cuenta los 26,4 millones de registros expuestos en 2020, las organizaciones sanitarias pagaron una factura de aproximadamente 13.200 millones de dólares debido a las brechas de la seguridad de los datos. 

Excluyendo los incidentes de piratería informática y de TI, de acuerdo con el informe, las restantes categorías de brechas provocaron la revelación de los datos personales de unos 2,3 millones de personas, exponiéndolos a robos o suplantaciones de identidad y otros tipos de ciberataques. 

El tiempo necesario para que una organización sanitaria se recuperase de una brecha de datos fue de 236 días. 

Suscríbete a nuestro Newsletter

* Todos los campos son requeridos