Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información

El mercado de videovigilancia moverá más de 68.000 millones de dólares en cinco años

  • Actualidad

camara vigilancia

De facturar algo más de 36.800 millones de dólares este año, este mercado pasará a ingresar 68.340 millones en 2023, lo que supone crecimientos anuales de alrededor del 13,1%. Son pronósticos de MarketsandMarkets.

También puedes leer...

Privacidad y protección de datos en aplicaciones móviles

Haciendo frente a la PSD2

Cambios de Paradigma en Seguridad

DMARC, protegiendo el email

Nuevo paradigma en la confianza

Entre 2018 y 2023 la cifra de negocio de las soluciones de hardware, software y servicios de videovigilancia prácticamente se duplicará, y en parte se deberá a las preocupaciones relacionadas con la seguridad pública y también porque hay una mayor adopción de cámaras IP.

Según las estimaciones de la consultora, la videovigilancia IP será el segmento que crezca a mayor ritmo en el periodo, principalmente por el cambio de preferencias que se está produciendo y que favorece a estos sistemas frente a los analógicos debido a que ofrecen una mejor calidad de imagen, alta escalabilidad, y son fáciles de instalar. Además, se puede acceder a ellos de forma remota con modelos conectados a red. Estos sistemas se pueden integrar con la red IP existente y ofrecen la plataforma básica para software como análisis de video, VMS y almacenamiento en la nube.

Además, todo apunta a que crecerá muy rápido en un futuro cercado, ya que las cámaras IP están avanzando mucho tecnológicamente y lo mismo sucede con los dispositivos de almacenamiento.
 
Las cámaras tendrán la mayor porción del mercado de hardware de videovigilancia, y esto será por la inversión pública. Según el estudio, este segmento crecerá porque también lo hacen las preocupaciones en torno a la  seguridad y protección, el aumento en la tasa de criminalidad y el aumento del número de ataques terroristas. La bajada continuada de los precios de las cámaras es otro factor que también ha impulsado su adopción, lo que a su vez ha creado una gran demanda de soluciones de almacenamiento y monitores.
 
Como es lógico, los sectores que más compran este tipo de soluciones son las superficies comerciales, edificios financieros, almacenes, tiendas, empresas, bancos y también centros de datos.

Suscríbete a nuestro Newsletter

* Todos los campos son requeridos