Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Las consecuencias de los ataques DDoS van en aumento

  • Vulnerabilidades

fallo informatico, caída, desesperación

Los ataques DDoS de alto perfil han impulsado una mejor comprensión de la amenaza a nivel ejecutivo. El 57% de los directivos citan el daño a su reputación o marca como el principal impacto de un ataque.

También puedes leer...

Todo sobre Spectre y Meltdown

SecOps a examen

Los mitos de las Brechas de Seguridad

La creación de un SOC

Cómo utilizar la Dark Web

¿Qué está en riesgo en un ataque DDoS lanzado a un sitio web o red empresarial? Ciertamente, existe un riesgo financiero, ya que probablemente disminuirán los ingresos como resultado directo del ataque. También, existe un coste relacionado con la mitigación, y los clientes afectados pueden tener que ser compensados. Existe un riesgo legal si los datos confidenciales del usuario se ven comprometidos.

Los proveedores de servicios pueden afrontar consecuencias financieras y legales si no han cumplido con sus acuerdos de nivel de servicio. Y luego están los intangibles, como el daño a la marca o reputación de una compañía, que aparecerán en forma de negocio perdido y caída de los precios de las acciones.

Las consecuencias de los ataques DDoS son graves, y cada vez son más severas. Como indica el 13er Informe Anual de Seguridad de Infraestructura Mundial (WISR) de NETSCOUT Arbor, el número de encuestados que sufrieron pérdidas de ingresos como consecuencia de los ataques DDoS casi se duplicó en 2017. Aquellos que experimentaron pérdidas por tiempo de inactividad de Internet de entre 501 y 1.000 por minuto aumentó en casi un 60%. Alrededor del 10% de las empresas experimentaron un ataque con un coste estimado en más de 100.000 dólares, cinco veces más que el año anterior, y más de la mitad de los encuestados experimentaron un impacto financiero entre 10.000 y 100.000 dólares, casi el doble que en 2016. Además, el 57% citó el daño a su reputación o marca como el principal impacto de un ataque.

Sin embargo, a medida que las consecuencias de los ataques aumentan, también lo hace la conciencia del consejo de administración. Los ataques DDoS de alto perfil han llevado a una mejor comprensión de la amenaza a nivel ejecutivo. En 2017, el 77% de las empresas informaron que DDoS era parte de su negocio o de sus evaluaciones de riesgos de TI. Esta es una tendencia positiva y alentadora indica que los altos directivos reconocen la protección DDoS como un problema de gestión de riesgos.

Las empresas destinan recursos y experiencia sustanciales a la gestión de sus riesgos financieros, regulatorios, comerciales y de mercado. Es hora de adoptar la misma postura hacia sus riesgos de ciberseguridad, particularmente a medida que una mayor parte de su negocio se conecte o dependa de redes conectadas a la Internet pública.

Suscríbete a nuestro Newsletter

* Todos los campos son requeridos